Situación Económica en Colombia Panorama General junio 2021
Última actualización 09/07/2021

Situación Económica en Colombia

Panorama General junio 2021

 

  • Tras la decisión de postergar la presentación de la nueva propuesta de Reforma Tributaria, teniendo como precedente que la anterior fue un catalizador que derivó en la situación política relacionada con las protestas y la necesidad del Gobierno de mostrar que el país tiene un plan de consolidación fiscal que garantizará el incremento de sus ingresos de manera sostenible, la clave estará en que se logre “torear a ambos toros”, por un lado, darles tranquilidad a los ciudadanos y, por el otro, a los inversionistas internacionales mostrándoles los pasos estipulados para una consolidación fiscal.

 

  • Fitch Rating decidió tomar una perspectiva negativa de manera anticipada al plazo final que tenía (abril 2022). Ellos tienen un proceso trimestral donde a Colombia no se le hizo la revisión del primer Q de 2021. De igual manera, tomó una decisión con la información que tenía a la mano: lo que se conoce de la nueva propuesta de la reforma da indicios de recaudo y la carga fiscal al sector corporativo y el marco fiscal que dio lineamientos de la convergencia en los próximos 10 años. Esta combinación es el resultado de la reciente decisión de la calificadora. 

 

  • Los inversionistas extranjeros se califican en dos tipos: cuentas reales y fondos mutuos. Estos fondos tienen unos mandatos que dicen en qué pueden invertir y en qué no. Esto tiene relevancia porque algunos de esos fondos tienen unos mandaros que establecen restricciones, entre ellas, que en los países en los que se está invirtiendo tengan grado de inversión. Lo que significa que los fondos que la tienen deben salir a vender deuda colombiana. Sin embargo, no todos tienen estos mandatos y dejan la decisión de considerar si el país tiene o no este grado a los que construyen los índices.

 

  • BTG ha venido calculando cuántos fondos estaría forzados a tener que vender deuda colombiana. Estos cálculos están alrededor de 5 a 6 billones de pesos de deuda de fondos colombianos. Aunque suena una cantidad considerable, es manejable entendiendo que a diario el volumen que se maneja en el mercado de TES es de 1 a 1.5 billones.

 

  • Colombia no es el único país que ha entrado en esta situación. En “Los ángeles caídos” -países que han seguido esta tendencia-, entre ellos Brasil, se ha visto un movimiento de depreciación que se revierte rápidamente (en algunos casos en un par de semanas). En el caso particular de Colombia, la decisión de Estándar & Poor’s la depreciación ya se dio, haciendo que la decisión de Fitch no impactara considerablemente la depreciación.

 

  • Colombia cuenta con un déficit de cuenta corriente que es su talón de Aquiles. Al mismo tiempo, uno de los hechos interesantes es cómo se financia ese déficit: cerca del 70% se logra financiar por inversión extranjera directa que no es sistemática y nunca corresponde al mismo sector. Es decir, en un año la inversión asociada a Petróleo y Minería logra generar un mayor impacto en este indicador, pero no es igual al siguiente año porque los sectores varían dependiendo las decisiones de los inversionistas. 

 

  • La pérdida del grado de inversión es un efecto financiero que no afecta el interés de inversionistas extranjeros por compañías en Colombia. Y la decisión de Fitch era de esperarse. Lo que se puede prever, según el comportamiento de otras economías, es que el efecto de la pérdida del grado de inversión va a ser de corta duración y debe revertirse.

 

  • Cuatro fuerzas que determinan el tipo de cambio en Colombia:

 

    • El dólar como moneda global: esa fuerza debe moverse no tan fuerte para 2022, considerando que los temas fiscales, inflacionarios, para el caso de la economía Norteamiercana, que entran a favorecer el tipo de cambio en Colombia.
    • El precio del petróleo: será determinante para saber la tendencia del tipo del cambio. Analistas expertos hablan de precios por encima de los 70 USD, que terminan siento positivos si se incrementa la producción del crudo en el país.
    • La cuenta corriente: el crecimiento económico se debe de las importaciones de bienes de capita, materias primas y bienes intermedios, lo que darán continuidad al déficit continuará.
    • Riesgo país o soberano: que se puede ver afectado por el grado de inversión y en 2020, por ser un año electoral. Lo que plantea a cuestionarse el resultado de las elecciones presidenciales que puede generar mayor o menor incertidumbre que podría pasar una cuenta de cobro en lo que respecta el tipo de cambio.

 

  • La evolución de esas cuatro variables determinaría hacia donde se movería el tipo de cambio. Si los resultados presidenciales son “amigables a los mercados”, se podría intuir que el nivel promedio debería estar por debajo a que se viene observando en 2021.

 

Compártelo en:

Otros contenidos relacionados:

Otros contenidos relacionados: